¿Es posible alargar la vida útil del coche? ¡Te lo explicamos!
28917
post-template-default,single,single-post,postid-28917,single-format-standard,multiple-domain-www-renaultherramar-es,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1400,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive
 

¿Es posible alargar la vida útil del coche?

conducir coche

¿Es posible alargar la vida útil del coche?

El coche es un medio de transporte fundamental para la mayoría de las personas. Si no lo cuidamos de forma adecuada, puede llegar a darnos muchos quebraderos de cabeza a medio plazo. Como uno de los mejores talleres de Renault en Madrid, creemos que es posible alargar la vida útil de los turismos siguiendo algunos consejos en relación a su uso y cuidado, para que con el paso del tiempo, pueda aguantar en las mejores condiciones. Hacemos un breve repaso por los puntos más importantes a tener en cuenta, a continuación.

Consejos para alargar la vida útil del coche

  • Cuidar el motor: para evitar desgastar el motor más de la cuenta, podemos prestar atención a cuestiones como evitar echar a andar al arrancar en frío. Lo ideal, es esperar al menos un par de minutos antes de comenzar a conducir.
  • Utilizar correctamente el cambio: la caja de cambios es un elemento que utilizamos continuamente. Tenemos algunas malas costumbres que pueden ser negativas, como dar golpes rápidos a la palanca para hacer algún cambio, o apoyar la mano en ella, de modo que podemos sobrecargar los sistemas interiores de la caja de cambios.
  • El embrague también sufre: puede ver reducida su vida útil ante comportamientos como hacer acelerones o mantener el pie ligeramente encima del pedal, por ejemplo.
  • Suspensión: debemos evitar acciones como pasar por saltos, badenes o agujeros a una alta velocidad, dar bordillazos, o llevar un peso excesivo. De no ser así, pueden verse afectados los amortiguadores, entre otras cosas.
  • Mantener el coche a cubierto: los rayos del sol pueden dañar la pintura del coche, tenerlo en el exterior implica además más suciedad y cambios bruscos de temperatura que tienen efectos negativos en el mismo. Lo mejor si es posible, es guardar el coche en un garaje o colocar una funda para cubrirlo.
  • Neumáticos en perfecto estado: no podemos olvidarnos de los neumáticos, componentes clave para la seguridad. Debemos controlar frecuentemente la presión, el estado del dibujo, así como evitar golpear bordillos y agujeros que puedan dañar su carcasa interior.

En Herramar, recomendamos seguir todos estos consejos para mantener el vehículo en buenas condiciones. Si no lo hacemos, podemos terminar ocasionando diferentes tipos de averías en el automóvil que pueden requerir de reparaciones complejas en algunos casos.

No Comments

Post A Comment